Galega orientalis Galega orientalis Galega orientalis Galega orientalis Galega orientalis Galega orientalis

© Copyright: Imágenes: Jouko Lehmuskallio.
All rights reserved.

Galega

Galega officinalis

  • También se llama: Ruda cabruna
  • Familia: Familia del guisante – Fabaceae (Leguminosae)
  • Forma de crecimiento: Hierba perenne.
  • Altura: 80-120 cm (30–50 pulg.). Tallo bastante glabro.
  • Flor: Corola irregular (zigomorfa), de color púrpura claro y con nervaduras azules, de 10–15 mm (0,4–0,6 pulg.) de largo. Cinco pétalos; el erguido el “estándar”, los dos laterales las “alas”, los dos inferiores unidos para formar la “quilla”, la forma general de la corola es similar a una mariposa. Cáliz con 5 lóbulos. Diez estambres, filamentos con bases unidas. Un solo carpelo. Inflorescencia en axilas, racimo con muchas flores, de pedúnculo largo.
  • Hojas: Alternas, de pecíolo largo, estipuladas. Limbo pinnado, en 3-9 pares, con folíolo terminal. Folíolos ovales lanceolados, a menudo puntiagudos, con bordes enteros. Estípulas angostas, con base hastada.
  • Fruto: Vaina cilíndrica, glabra, con muchas semillas, bastante erecta.
  • Hábitat: Jardines, riberas, terrenos baldíos. Ornamental.
  • Período de floración: junio–julio.

La galega es originaria de Oriente Medio, pero actualmente crece en toda Europa y Asia. Esta hierba útil y diversa ha sido entusiásticamente propagada por los seres humanos, que la han cultivado como forraje, abono vegetal, planta de miel, planta medicinal y ornamental. Se creía que aumentaba la producción de leche de los animales domesticados, que es el origen de su nombre científico: gale, “leche” y ega “traer”, “causar”; es decir, que trae la leche. Desde la Edad media la galena se ha utilizado para tratar la diabetes ya que la guanidina que contiene reduce la concentración de glucosa en la sangre. La especie también se ha usado en la pesca: los tallos aplastados simplemente se tiran al agua y el veneno deja inconscientes a los peces, que se recogen de la superficie. En Norteamérica se temió que la galega se cruzara y se convirtiera en una planta foránea problemática, de la misma manera que en Finlandia se suscitaron los mismos temores respecto al lupino, también llamado altramuz (Lupinus polyphyllos). La galega se puede encontrar principalmente en Finlandia como una planta ornamental de jardín y solamente algunas veces se propaga a la naturaleza.

La especie G. orientalis es un poco más común en Finlandia. Prospera en nuestro clima y podría arraigarse en el futuro como un nuevo cultivo de forraje. Las especies se pueden diferenciar entre sí estudiando sus estípulas: en la galega tienen base hastada mientras que en G. orientalis son enteras.

Otras especies de la misma familia

Follow us!

Identificar especies

Sivun alkuun / Top of the page