© Copyright: Imágenes: Jouko Lehmuskallio.
All rights reserved.

Pedicularis lapponica

 

  • Familia: Familia de las orobancáceas – Orobanchaceae
  • Forma de crecimiento: Hierba perenne. Rizoma rastrero, con estolones. Hemiparásita.
  • Altura: 15–25 cm. (6–10 pulg.). Tallo rígido, no ramificado, parte superior escasamente pilosa bilateralmente, de color marrón rojizo.
  • Flor: Corola irregular (zigomorfa), de color blanco amarillento, de 12-15 mm (0,48 – 0,6 pulg.) de largo, fusionada, bilabiada, con aroma a rosa. Labio superior con lados aplanados, la punta se curva marcadamente hacia abajo; labio superior trilobulado, desciende claramente oblicuo, torcido hacia el costado. Cáliz bilabiado , con 5 lóbulos, glabro. Cuatro estambres. Gineceo fusionado, con un solo estilo. Inflorescencia corta, en forma de espiga terminal densa.
  • Hojas: alternas; no hay roseta. Limbo foliar apenas oval – lineal, bastante glabro, grueso, con lóbulos pinnados, lóbulos dentados.
  • Fruto: Cápsula en forma de huevo, puntiaguda, marrón, de aproximadamente 14 mm (0,56 pulg.) de largo, oblicua, se abre un lado.
  • Hábitat: Brezales de montes y bosques de abedules de montaña, también al lado de arroyos y ríos en bosques de coníferas.
  • Período de floración: julio-agosto.

Pedicularis lapponica es un problema difícil de resolver para los polinizadores. El labio inferior de la flor de P. lapponica está muy retorcido hacia un lado de manera tal que no hay un sitio en el que los insectos se puedan posar fácilmente. Solamente los insectos más diestros obtienen el néctar que está esperando en la parte inferior del tubo de la corola. Sin embargo, incluso en los montes lapones, existe un enjambre entero de abejas que actúan como polinizadores, atraídos por la fragancia similar a la de la rosa de P. lapponica. En Laponia es bastante raro que las plantas compitan por los polinizadores mediante la fragancia. No obstante, la producción de semillas de P. lapponica a menudo es bastante débil, pero la razón no es necesariamente la eficiencia del polinizadores; más bien el cultivo es puesto a prueba por las orugas que se alimentan de semillas. De modo que quizás la flor apretadamente cerrada de esta especie no se desarrolló para hacer las cosas difíciles para los insectos, sino más bien para evitar la entrada de los destructores de semillas.

En los años en los que las plagas dan tregua, P. lapponica también puede reproducirse sexualmente. Las semillas están destinadas a ser alimento de las aves de montaña: por ejemplo el escribano nival propaga las semillas eficientemente durante largos viajes. Por otro lado P. lapponica siempre es bastante fácil de encontrar en las regiones de la tundra baja más al norte de Finlandia, en bosques de abedules de montaña e incluso en el cinturón del bosque de coníferas hasta Pello y Rovaniemi. Aunque la producción de semillas disminuya, la planta también se propaga a través de su rizoma fuertemente ramificado de larga vida, y sus cantidades permanecen estables. Al igual que otras plantas del mismo género, P. lapponica es una hemiparásita que desarrolla raíces chupadoras en el rizoma de una planta huésped en desarrollo. En el caso de esta especie, por lo menos el abedul enano y el arándano silvestre actúan como plantas huéspedes.

Otras especies del mismo género
Otras especies de la misma familia

Follow us!



Identificar especies

Sivun alkuun / Top of the page